Se devuelven las solicitudes de siete condados para el plan de Comienzo Seguro

Para publicar inmediatamente: 21 de julio de 2020   (20-131 - español)

Contacto: Jessica Baggett, Comunicaciones, 360-789-0058

Se devuelven las solicitudes de siete condados para el plan de Comienzo Seguro

OLYMPIA -- Hoy, el secretario de Salud del estado de Washington, John Wiesman, anunció que devolverá todas las solicitudes para el plan de Comienzo Seguro en relación con la COVID-19 a los condados cuyas solicitudes se hayan suspendido o hayan estado pendientes de revisión antes de que el gobernador Jay Inslee interrumpiera los planes de reapertura a nivel estatal. En el momento en que estas solicitudes sean elegibles para revisión, habrán pasado al menos cuatro semanas. Mucho ha cambiado durante este período de tiempo, y la información de las solicitudes estará desactualizada.

El 14 de julio, el gobernador Inslee y el secretario Wiesman extendieron la suspensión anunciada el 2 de julio para que ningún condado avanzara a la siguiente fase del plan de Comienzo Seguro. Se prevé que esta suspensión durará hasta al menos el 28 de julio.

Se devolvieron las solicitudes de los siguientes condados: Clark, Cowlitz, Jefferson, Kitsap, Klickitat, San Juan y Walla Walla.

Estas son las fases de apertura en la que se encuentran actualmente los siguientes condados:

  • Benton, Chelan, Douglas, Franklin y Yakima están en la fase 1 con diferentes tipos de modificaciones.
  • Adams, Clallam, Clark, Cowlitz, Grant, Jefferson, King, Kitsap, Klickitat, Okanogan, Pierce, San Juan, Skagit, Snohomish, Spokane, Walla Walla y Whatcom están en la fase 2.
  • Asotin, Columbia, Ferry, Garfield, Grays Harbor, Island, Kittitas, Lewis, Lincoln, Mason, Pacific, Pend Oreille, Skamania, Stevens, Thurston, Wahkiakum y Whitman están en la fase 3.

“Continúa siendo fundamental que todos sigan haciendo su parte para frenar la propagación de la COVID-19”, afirmó el secretario Wiesman. “Usen un tapabocas en cualquier contexto o lugar público en el cual no puedan mantener al menos seis pies (dos metros) de distancia de las personas que no son miembros inmediatos de su familia. Además, quédense en casa lo más posible, limiten la cantidad de personas con las que interactúan, lávense las manos y cúbranse cuando tosan o estornuden”.